Bitter sweet symphony, la mejor canción de The Verve

The Verve es un grupo que quizá no suene a los más jóvenes, pero que fue muy famoso gracias a una de sus canciones a finales de la década de los 90. En concreto, la canción se llamaba “Bitter sweet symphony” y sonaba a todas horas en las radios, y se podía ver el vídeo en los programas de música que aún existían entonces.

the-verve

¿Fue The Verve el clásico caso de grupo de una sola canción?

Muchos grupos de música sufren lo que se llama “síndrome de una sola canción”, es decir, que sacan un disco con una canción muy buena, que se convierte en un himno durante algunos años.

La canción es muy buena, pero el resto de su música no, por lo que al final sacan otro disco y quedan en el olvido. De hecho, en muchas ocasiones la gente porno gratis es capaz de cantar la canción, pero no la asocia al grupo.

En el caso de The Verve, podemos decir que no fue el caso del grupo de una sola canción, aunque la verdad es que estuvo muy cerca, ya que después de esta canción no se ha sabido demasiado de ellos.

Su álbum Urban hymns está dentro de la historia de pop británico

Antes decía que no es un grupo de una sola canción debido a que su álbum Urban hymns, donde está la mítica canción, está considerado como uno de los mejores álbumes de la historia del britpop, lo que es algo que no todos los grupos consiguen.

Además, algunas de las otras canciones, como por ejemplo The drugs don’t work fueron todo un éxito en el Reino Unido, país de donde son originarios los miembros del grupo, que desapareció del mapa muy pronto.

1998 fue su año

El mayor éxito del grupo de produjo entre 1996 y 1998, que fue cuando salió el álbum del que os hablaba en los párrafos anteriores. De esos años, en 1998 el grupo toca la gloria, ya que en los premios Brit Awards de esos años, se llevaría el de mejor porno álbum del año además del de mejor grupo del año, superando a alguna banda tan mítica como los Oasis.

Se separan, vuelven, pero no reeditan el éxito de Bitter sweet symphony

En 1999 se separaron y volvieron de nuevo en el año 2007, lanzando un álbum llamado Forth, que aunque tuvo bastante repercusión, sobre todo debido a los nostálgicos que recordaban a la banda, lo cierto es que ninguna de las canciones se acercó al éxito cosechado por Bitter sweet symphony, un himno generacional e irrepetible.

Ahora mismo parece que el grupo está separado de nuevo, algo en lo que nadie va a reparar, pues como todos los grupos, The Verve tuvo su momento, el cual parece que ya pasó, pues la música ahora es muy distinta de la década de los noventa, para desgracia de los que amamos la música que se hacía entonces.

Si te gustaba el grupo, lo mejor es que escuches su álbum Urban hymns y te quedes con él, disfrutando de la buena música que se hacía en los noventa. Si no lo conoces, bien porque eras muy joven en aquella época, bien porque no habías nacido culonas o bien porque no eras aficionado a la música, te recomiendo que escuches el álbum, ya que tiene canciones que marcaron una época.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *